Aprende Tantra Sivaíta

Tantra es alegría y tristeza, amor y odio, lujuria y castidad, sado y masoquismo, Todo y Nada. Tantra es Magia. Tantra es Alquimia.

El Tantra es el único camino que usa el sexo como medicina espiritual. Por eso en todas las épocas ha habido religiosos monoteístas que se han introducido para manipularlo y mancillarlo. Pero aún así sigue vivo, más de 9000 años de historia y todavía sigue intacto, porque lo que es puro sólo se abre ante aquel que tiene el corazón puro, su verdadera esencia permanecerá siempre inmaculada.

El Tantra no es una religión, menos aún un monoteísmo o un dogma. El monoteísmo es la proyección en lo divino del ego "humano", es un gravísimo error. ¿Cuántos crímenes se han realizado a lo largo de la historia en nombre de un dios justiciero, vengativo, celoso y hambriento de sangre? Un criminal es un Gran Maestro pues te enseña todo aquello que no debes hacer. No lo odies, sé compasivo, no sabe lo que hace. La prueba es que si Jesús regresara lo volverían a matar.

Ni el Tantra ni el Tao tiene que ver con el control obsesivo de fluidos corporales ni se reduce al sexo. Tampoco tiene que ver con esa santurronería de aquellos que llamándose budistas desconocen la Historia de India. Sólo cuando te liberas de todo dogma, sólo cuando comprendes que la Libertad es el camino, sólo en ese momento tienes una oportunidad para comprender el Tantra. Una oportunidad para evolucionar.

El Tantra despierta en ti un alimento inagotable basado en el autoconocimiento. Lo que te inspirará una extraordinaria autoaceptación, autoaprobación y autocapacitación permanente. En pocas palabras, despertará el amor por ti mismo, por el entorno, que se expresa en una actitud alegre, relajada y comprensiva. De estos elementos florecerá tu verdadera felicidad.

El Tantra nos lleva al equilibrio de todos los opuestos aparentes: amor y odio, sosiego y miedo, masculino y femenino, luz y oscuridad, actividad y reposo, electricidad y magnetismo… Y cuando esa armonía se instaura en nosotros, estamos centrados y no desbocados, y nos convertimos en Maestros de la Alquimia.

El Tantra es un viaje hacia lo más profundo de tu Ser, lo externo es indiferente para los tántricos. Por tanto, da igual cuál sea tu parafilia mientras respetes el libre albedrío ajeno, y sepas vivir y dejar vivir. Para un tántrico la moral, en especial la JudeoIslamoCristiana y bramánica -monoteísta en general-, es una enfermedad provocada por una mente débil e hipócrita.

El Tantra Sivaíta vuelve sagrado todo lo que toca: sólo cuando te entregas conscientemente a la lujuria puedes transformarla en amor. Incluso a los monoteístas, cuando consiguen abrir su corazón al Tantra se purifican, sanan su enfermedad mental. Aprenden a vivir y dejar vivir.

El Tantra nació en India hace más de 9000 años en la Civilización de Mehrgarh, o quizá antes, llegando a su Edad de Oro hace 5000 años durante la Civilización del valle del río Indo. Perseguida y desprestigiada por los fanáticos e ignorantes monoteístas inventores de este Sistema de Esclavitud en el que vivimos, avaros de su poder y conocimiento. Pero el Tantra sólo se revela a quienes tienen el corazón puro y se esfuerzan, sin excusas ni autoengaños, por su evolución. La mayor batalla a ganar no está en el exterior sino en tu Mente.

Nuestra forma de entender el Tantra nada tiene que ver con lo que hayas podido ver en libros de new age o en los ashrams modernos que hay en India dirigidos por hindúes que aprendieron en colegios ingleses. Nuestra forma de entender el Tantra es Sivaíta, es decir, chamánica, es la forma de vida más antigua de India, muy anterior a la invasión aria, al monoteísmo bramánico y al Budismo Tántrico Vajrayana Tibetano. Sin el Sivaísmo el Vajrayana nunca hubiera existido.

Completamente asociales, vamos directamente al grano sin florituras ni adornos. Nuestra forma de aprendizaje es fundamentalmente el satsanga, la convivencia.

Para recordar: 
  • Sólo cuando te liberas de todo dogma, sólo cuando comprendes que la Libertad es el camino, sólo en ese momento tienes una oportunidad para comprender el Tantra.

  • El Tantra es un viaje hacia lo más profundo de tu Ser, lo externo es indiferente para los tántricos.

  • El Tantra Sivaíta vuelve sagrado todo lo que toca: sólo cuando te entregas conscientemente a la lujuria puedes transformarla en amor.

Votación: 
No votes yet

Categorías:

Conoce al autor

Imagen de Swami KurmaRajadasa
Swami Kurma Rajadasa es Monje Sivaíta, filósofo Sivaíta y Vedanta Advaita, investigador de la Consciencia, de la Naturaleza Humana y escritor. Nace...

.

121 lecturas

Suscríbete a nuestro boletín

Regístrese para nuestras actualizaciones mensuales.