El sillón de meditación tántrico

Cuando escuchas la palabra SEXO ¿qué es lo primero que viene a tu mente?, ¿cómo ha sido tu historia con el sexo?, ¿qué has aprendido a lo largo de tus experiencias sexuales?, ¿actualmente te sientes plenamente satisfecha o satisfecho en dicho tema?. Puedo asegurar que es un tema que te causa inquietud y curiosidad pero quizá te has conformado con la forma en que lo vives actualmente. ¿Te gustaría conocer más al respecto y darte cuenta que puedes vivirlo de una manera más placentera y diferente? Continúa leyendo.

En nuestros días el sexo aún sigue siendo un tema tabú cargado de mitos incuestionables en la vida de muchas personas que viven su sexualidad de manera monótona creyendo que la finalidad únicamente es lograr un buen orgasmo en el mejor de los casos, sin pensar que va más allá de eso. El sexo tántrico es un tema que genera mucha curiosidad en las personas pero aún es inexplorado para muchos. Sin el conocimiento del Tántra Sivaíta las relaciones sexuales se viven siguiendo las costumbres, creencias y tradiciones que desvirtúan por completo una de las mayores virtudes del sexo: el Placer.

La mayoría de las personas viven su sexualidad desde éstas costumbres siguiendo el un, dos , tres y listo!. Pocos tienen conocimiento al respecto y no tienen la curiosidad de buscar más aunque exista la necesidad o no sea del todo placentero como desearían, limitándose a vivir plenamente ésta energía poderosa. Siempre he sido una mujer curiosa y mi necesidad personal me llevó al mundo del Tántra Sivaíta, mi maestro Saiva Adinananda, me guió a este conocimiento que me ha brindado grandes aprendizajes de mi misma, desde entonces he roto creencias, miedos, culpas, esquemas, costumbres que limitaban mi placer sexual y mi placer en la vida, la manera de entregarme a mi pareja, de vivirme como mujer y ejercer en libertad mi propia sexualidad, así mismo me ha brindado grandes aprendizajes en otros aspectos de mi vida, porque descubrí que el Tántra Sivaíta no solo se limita a la sexualidad sino a una forma y estilo de vida.

Con el Tantra Sivaíta he aprendido el conocimiento de mi cuerpo y sus sensaciones yendo más allá de lo genital, reconozco mi propia energía sexual haciendo de ella algo sagrado y muy consciente, lo que me permite vivirla plenamente sin culpas, sin miedos y en total entrega, pero eso sí, con mucho placer. El Tántra Sivaíta me enseñó que el ejercicio de mi sexualidad no es vivir en la culpa por sentirme plena, viva, sensual, deseada por mi pareja y en mi propia piel he experimentado cosas nuevas y diferentes a lo que mis creencias me dictaban. El Tántra Sivaíta se aprende mejor en pareja aunque no es requisito, la mujer es el eje principal porque es la energía renovadora y pura.

Ella desempeña un papel de iniciadora y es la maestra de la sexualidad. Ya que se basa en la relación de entrega y amor, para ello hay distintas formas y objetos que coadyuvan a la plenitud sexual de cualquier pareja que tenga interés de aprender, dentro de esos objetos está el sillón tántrico. Este ingenioso objeto está diseñado para quienes desean disfrutar de sus relaciones sexuales de una manera diferente debido a que permite realizar muchas posturas sexuales que brindan a la pareja mayor placer y comodidad para enfocarse en lo realmente importante. Te detallo algunos de sus importantes beneficios con las diferentes posiciones:

  • Una de las ventajas que obtienes al usarlo es que no necesitas ser toda una acróbata, sus formas están pensadas para que disfrutes explotando tu imaginación haciendo el menor esfuerzo posible.
  • Otro de los beneficios es que es ideal para disfrutar de nuevas posiciones del kamasutra con tu pareja sin lastimarte o lesionarte, generando mucho placer para ambos.
  • Es ideal para todos aquellos que tienen problemas de espalda o movilidad, ya que su suave forma curvada ayuda con los movimientos sin que sufra ningún músculo.

Parte de la creatividad que la pareja debe tener y llevar a cabo en el acto amoroso, experimentar en la silla es obligatorio, combinado con miradas, caricias, besos intensos y un juego de seducción, música y un masaje tántrico, esto sin duda abrirá la puerta a un mundo de sensaciones y emociones distintas a lo que comúnmente se vive. Brindarse la oportunidad en pareja de vivir una sexualidad plena, espiritual y placentera es un acto de amor en sí, es la entrega misma a un acto de naturaleza amorosa y todo lo que contribuya a enaltecer dicho acto es bienvenido. Ponte en contacto y pite tu sillón tántrico. Si buscas el camino hacia tu realización, permítete profundizar en el Tántra Sivaíta que te llevará al equilibrio entre el SER uno mismo y el HACER para convertir tu existencia en un Arte de Vivir reconociendo la belleza que llevas dentro.

User picture: 
Imagen de Yadira Hernández
Descripción corta para bloque de autor:
Pongo todo mi talento y don al servicio de quien necesite alivio en su vida, para que puedan transformar en Luz todo obstáculo, todo miedo.
Para recordar: 

Sin el conocimiento del Tántra tal pareciera que las relaciones sexuales se viven siguiendo las costumbres, creencias y tradiciones que desvirtúan por completo una de las mayores virtudes del sexo: el Placer.

El Tántra Sivaíta no sólo se limita a la sexualidad sino a una forma y estilo de vida.

El Tántra Sivaíta se basa en la relación de entrega y amor.

El Tántra Sivaíta abrirá la puerta a un mundo de sensaciones y emociones distintas a lo que comúnmente se vive.